¿Que es el Acompañamiento Internacional?

El acompañamiento internacional es una estrategia de protección para tutelar organizaciones, defensores de derechos humanos y comunidades que están amenazados por la violencia política y que a causa de su trabajo se encuentren en una situación de particular vulnerabilidad. Se realiza bajo la suposición de poder prevenir o aliviar una situación de presión o de riesgo, que afecte la continuidad del trabajo o la integridad física o psicológica de las personas y organizaciones acompañadas, por su ejercicio en la defensa de los Derechos Humanos.

La obligación de protección de los ciudadanos de un país es una tarea que le corresponde al Estado. Considerado que en varios países, el Estado no siempre cumple con dicha obligación, los observadores internacionales contribuyen al monitoreo y a la disuasión de posibles violaciones, especialmente en contextos de alto riesgo. Asimismo, las organizaciones de acompañamiento internacional realizan un trabajo de persuasión, entendida como el resultado de los actos que inducen a un oponente a no llevar a cabo una acción hostil previamente considerada. Los defensores utilizan estas tácticas a nivel nacional o internacional en diferentes situaciones.

La estrategia de los defensores se basa sobre todo en recordar a los demás que las decisiones que tomen podrían acarrear una serie de consecuencias. Estos mecanismos, han sido adoptados por muchas otras organizaciones internacionales, que se ha venido utilizando en distintos países de América Latina (Nicaragua, Colombia, México) y del mundo (Palestina, Israel, Nepal, Canadá, Indonesia, Sri Lanka, Haití, Balcanes) demostrando su eficacia y efectividad, pues quien está llevando a cabo violaciones de derechos humanos y de derecho internacional humanitario, no considera conveniente tener testigos internacionales de su crímenes.

En el terreno, mediante la presencia física de acompañantes internacionales, la observación, los mecanismos de disuasión y persuasión garantizan la movilidad de los dirigentes y de los miembros de las organizaciones sociales, así como las actividades que llevan a cabo las organizaciones campesinas para que puedan realizarse sin intromisión o injerencia de los actores armados.

A nivel nacional e internacional garantizando la presión y la incidencia política necesaria para adelantar acciones e iniciativas que sitúen en primer plano la situación en las regiones acompañadas y que contribuyan a que instituciones estatales e internacionales a presionar al estado colombiano para el respeto y garantía de los derechos humanos. En la medida que estas organizaciones y comunidades eleven sus capacidades y cuenten con mejores prácticas podrán fortalecer su trabajo organizativo para defender y proteger sus derechos. Sin embargo persiste el problema de la invisibilización de las agresiones, situación que facilita la impunidad de los autores de las violaciones y acrecienta el dolor y la indefensión de las víctimas.

COMPONENTES DEL ACOMPAÑAMIENTO INTERNACIONAL

El acompañamiento internacional cuenta con tres componentes comunes a todos los grupos que realizan esta labor:

  • Presencia física de observadores internacionales en zonas de conflicto o alto riesgo
  • Incidencia política, a través de las redes de apoyo que las organizaciones internacionales tienen conformadas en varios países y a nivel nacional con las autoridades locales
  • Información y documentación sobre las organizaciones y comunidades acompañadas y su situación de vulnerabilidad tanto en Colombia cuanto en otros países.

Otras componentes pueden estar presentes en distintas organizaciones internacionales como: organización de delegaciones internacionales, apoyo psicosocial, denuncia nacional e internacional, interlocución con autoridades, confrontación directa con actores armados, apoyo técnico a las organizaciones y comunidades acompañadas.<

EFICACIA DEL ACOMPAÑAMIENTO INTERNACIONAL

La eficacia primordial del acompañamiento internacional es testimoniada por el alto número de vidas humanas que han sido protegidas gracias a este mecanismo de protección. Son varios los aspectos positivos vinculados con la implementación de esta estrategia. Algunos de éstos son:

  • Protección física de las organizaciones, comunidades y defensores acompañados
  • Presión internacional por medio de las redes de apoyo
  • Difusión y visibilización de información sobre la realidad del país donde el acompañamiento se desarrolla y de la situación sufrida por las organizaciones, comunidades y defensores acompañados
  • Documentación de casos de violaciones directas de derechos humanos
  • Contribución al fortalecimiento organizativo de las organizaciones nacionales
  • Facilitación de contactos para la creación de redes y lazos de solidaridad entre distintas organizaciones
  • Apoyo y acompañamiento moral a las personas que viven bajo amenaza
  • Aporte a la construcción de un movimiento global para la paz y los derechos humanos

-->